6 nov. 2008

¿Realmente los Bancos no tienen Alma?


Disculpad la filosofía barata de esta entrada, si es que la filosofía puede considerarse barata en algún caso.

Trabajando en Banco Zaragozano, un responsable de RR.HH. (Recursos Humanos, si nos creemos que las personas somos Recursos y los encargados de este departamento son Humanos) me dijo, cito textualmente:

"Los Bancos no tienen Alma".











Y es normal qué los bancos no tengan alma?

Si, son S.A., no son personas físicas. Y la Iglesia Cristiana concede el beneficio del Alma solamente a hombres y mujeres, no a personas jurídicas.

Pero, es normal que a los Directivos de la Banca les sea igual arrinconar a un empleado por su edad, pagar miserias a un recién licenciado, hacer que sus empleados trabajen por la tarde sin cobrar horas extras, desplazar de los puestos directivos a directoras que son madres y quieren dedicar más tiempo al cuidado de sus hijos, perder nuestro dinero en rocambolescas inversiones?
No. Pero pasa. Y no son casos aislados, no.

La Banca debe hacer autocrítica. Mejor, debemos obligarla nosotros a hacerla, ya que debemos pagar sus excesos vía nacionalizaciones, avales al préstamo interbancario y demás.

En algunos magníficos blogs, como en el de Fresh Family Office, se trata el tema de cuánto valen los Bancos. Algunos se atreven a aventurar que 0, como es el caso de Investorsconundrum.

Desde este blog no nos atrevemos a hacer este cálculo, que se puede basar en los balances de los bancos, en su valor en Bolsa o en cualquier otro instrumento económico de cálculo. Desde luego algo deben valer, ya que la mayoría de la población tiene su dinero depositado en ellos. Y si valorásemos que no valen nada, acudiríamos en tromba a sacar nuestro dinero de ellos. Aunque bien pensado... qué valdría el dinero sin los bancos?

La economía se basa en la confianza.

El dinero tiene valor porqué hay un consenso tácito mundial que cree (no sabe, confía) que a cambio de un papel obtendremos bienes y servicios. Si no lo creyéramos, el dinero no valdría nada.

Lo mismo pasa con los Bancos. Valen algo, independientemente de sus valores en Bolsa o sus balances contables, porqué la gente les otorga un valor intrínseco: ser los garantes de la estabilidad financiera; ser los garantes de qué el dinero tiene un valor. Sin esa valoración, poco valdrían los bancos.

Pero volvamos a la pregunta inicial del post. ¿Realmente los Bancos no tienen Alma?

Para muchos de sus directivos NO. Para nosotros, SI.

Sin Alma, sin ese componente intrínseco del que hemos hablado, poco valdrían. Debemos y podemos levantar de sus sillas a los directivos acomodados que juegan con el dinero de todos. La Banca es un instrumento para sostener a la economía real, no un fin en si mismo. la Banca se debe a sus empleados, a la gente que deposita dinero en sus cuentas, a sus pequeños accionistas. No a sus directivos gorrones.

Tiene Alma los Bancos. Claro que Si. La que todos nosotros hemos depositado en ella: nuestra confianza.

Espero que no lo olviden nuestros gobernantes a la hora de acudir en su rescate.

8 comentarios:

afectado dijo...

Esta gente de Fresh Family Office, recomendó bonos de lehman y fondos de renta fija apalancada que ahora valen cero. Claro que eso no quita para que escriban buenos artículos, donde se meten con los gestores. Ya podrían tomar nota ellos mismos y dejar de borrar todos los comentarios que no les interesan. Tienen el blog para venderse, cuídense de no caer en las manos de gestores como estos.

Pau A. Monserrat dijo...

Sin ánimo de defender a Fresh Family Office, con los cuáles no tengo contacto alguno salvo la actividad de bloggeros (su blog me gusta mucho), decir que también Sa Nostra, Bankinter, Banif, Bancaja, etc han comercilizado Bonos Estructurados de Lehman; y eso no quiere decir que tengan malos gestores per se.
Yo mismo, y me considero un buen economista, podría haber cometido el error de recomendar Bonos de Lehman a mis clientes (lees recomendé Bonos del Citi).
De todas formas, entiendo que si eres un afectado estés cabreado. Pero con quién hay que estar más cabreado es con los directivos de Lehman.

afectado dijo...

Por supuesto que cualquiera puede equivocarse y más con los últimos acontecimientos, que han desbordado a todos. Lo que no me parece bien es que critiquen lo que ellos mismos hacen. Son unos gestores más, con todos sus defectos, como la falta de humildad y honestidad. Se dedican a poner comentarios anónimos en sus propias entradas y borrar los que no les interesan. Borran hasta las entradas antiguas, donde comentaban sus recomendaciones. Si no quieres ser esclavo de tus palabras y no sabes asumir ninguna crítica, no escribas un blog.

Pau A. Monserrat dijo...

Desde luego estoy totalmente de acuerdo en que una de las gracias del blog es que te critiquen. Con base, claro. Y con educación, como veo que haces tu.
Otra cosa que me agrada es saber la identidad de los que hacen comentarios. Pero eso no es una condición en este blog.
Lo que pasa es que así está claro que los anónimos no los escribo yo (que por otra parte, me parecería una soberana gilipollez hacerlo)

Francisco Marco-Serrano dijo...

Volviendo al tema del alma... retomemos el antiguo experimento de cuanto pesa el alma de un banco: pesemos un Banco, matémoslo (o dejemos que muera), pesemos de nuevo. Desde luego, no se si el Banco tiene alma, ahora bien, pesar... pesa poco, o nada.

Echevarri dijo...

Hola Pau y compañía:
1. Si alma la equiparamos con sentimientos personales o sensibleria, ni la tienen ni la deben tener.
2. Si por alma bancaria entendemos un código ético que ayuda a discernir en casos de duda, los Bancos la tienen, o deberían tenerla.

Dicho lo cual, no se si fue Buffet o quizás Friedamn el que dijo aquello de que la Responsabilidad Social de los Bancos es dar beneficios a sus accionistas. Es su naturaleza como empresa y olvidarse de la misma es poco ético, antifuncional y peligroso para todos, accionistas y no accionista.

Julio Cárdenas Avilés dijo...

Por supuesto que el banco tiene alma, el alma que le imprime su máximo dirigente en su visión, misión y objetivos... su identidad corporativa, su forma de ser.

Que su alma este orientada en forma desequilibrada a la rentabilidad financiera que a la rentabilidad social... son otros cien pesos.

El alma de la sociedad o (inconciente colectivo)que todo lo registra y no olvida en ningún momento, se encargará de pasarle la factura.

Pau A. Monserrat dijo...

Gracias Julio por tus aportaciones.
El Banco, al ser, entre otras cosas,una organización de personas, tiene y debe tener una alma, y una alma lo menos mala posible.

La economía clasificada para todos los públicos

El Blog de Futur Finances, expertos hipotecarios independientes, pretende explicar la realidad hipotecaria y la economía general de una forma clara y fácil de entender.

Responsable del blog

Futur Finances Balears SL
Plaça de l'Olivar, 7 Ppal. D
07002 Palma
971 415 067
info@futurfinances.com

Se le informa que sus datos personales podrán ser incluidos en un fichero cuyo titular es Futur Finances Balears SL, cuya finalidad será exclusivamente gestionar el blog. Sus datos serán tratados de forma confidencial, sin que, salvo consentimiento expreso por su parte, vayan a ser cedidos a otras entidades o terceras personas fuera de los casos legalmente permitidos.
Ud. puede ejercer de forma gratuita sus derechos de acceso, rectificación, cancelación y oposición en relación con dichos datos, solicitándolo vía correo electrónico o por escrito en nuestras oficinas.